Viaje a Escocia

Día 8 Forth Road - Edimburgo (Calton Hill, Princes Street, Royal Mile) (106 Km.)

(a 80 km.) Forth Road: Nos detenemos en Queensferry para admirar los puentes Forth Road y Forth. El puente Forth Road es un puente colgante de autopista sobre el Fiordo de Forth. El puente fue construido entre 1958 y 1964 y fue por aquel entonces el mayor puente de ese tipo en Europa. Tiene una longitud de 2,5 kilómetros y une las localidades de North Queensferry y South Queensferry. A pocos metros se encuentra el puente de Forth, un puente ferroviario en ménsula de varias arcadas que atraviesa el fiordo de Forth. El 5 de julio de 2015 fue declarado Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. El puente se considera, incluso hoy, como una obra maestra de la ingeniería. Tiene 2,5 km de longitud, y su doble vía de ferrocarril se eleva a 46 m sobre el nivel máximo del agua.

Forth bridge

Forth bridge

(a 16 km.) Edimburgo: Empezamos la visita de Edimburgo por la colina de Calton Hill. Desde esta colina se tiene muy buenas vistas a la ciudad. En Calton Hill encontramos los edificios más importantes del gobierno escocés, como la Casa de San Andrés, y el Parlamento escocés. La colina también incluye varios monumentos y edificios emblemáticos como el Monumento Nacional basado en el Partenón de Atenas y dedicado a los soldados escoceses y los marineros que murieron luchando en las guerras napoleónicas, el Monumento de Nelson, de 32 metros de altura dedicado a la memoria del Vicealmirante Horatio Lord Vizconde Nelson, y de la gran victoria de Trafalgar, el Monumento Dugald Stewart, el Nuevo Parlamento (Royal High School), el Monumento Político a los Mártires y el Observatorio de la ciudad.

Calton Hill

Calton Hill

Descendemos de Calton Hill en dirección a Princess street, una de las principales calles de la ciudad. Tras cruzar el North bridge nos encontraremos a la izquierda el lujoso hotel Balmoral. Un poco más adelante encontraremos los Princes Street Gardens, un parque público creado en la década de 1820 tras el drenaje del antiguo lecho del Nor Loch. Los jardines están decorados con muchas estatuas y monumentos, especialmente en la franja que linda con el sur de la Calle Princes. El más destacado de ellos es el que se conoce como Scott Monument, construido en 1844 en honor del escritor Walter Scott, junto al cual encontramos una noria de 33 metros de altura. En la zona este de los jardines también hay estatuas dedicadas a David Livingstone. En la zona oeste hay estatuas erigidas en honor a Allan Ramsay, Thomas Guthrie y James Young Simpson y otros monumentos, como la Fuente Ross y el quiosco de música, el Memorial escocés de la Guerra Americana y un reloj floral.

Princes Street Gardens

Princes Street Gardens

Tras los jardines encontramos el edificio neoclásico de la Galería Nacional de Escocia. La galería expone la colección de pintura y escultura más importante de Escocia. Las obras van desde el Renacimiento hasta el postimpresionismo, mientras que las colecciones posteriores se exhiben en otro museo aparte. Al final de Princess street encontramos la St Johns Church. Llegados este punto rodeamos la colina del castillo de Edimburgo hasta llegar a Grassmarket, una animada plaza llena de animados pubs. Antiguamente fué lugar tradicional de ejecuciones públicas. Un memorial cerca del sitio que ocupaba antiguamente el patíbulo fue creado en 1937. Continuamos por la izquierda ascendiendo por la curva de la calle W Bow y Victoria street, repletas de coloridas tiendas, incluyendo una dedicada a artículos de Harry Potter.

Scott Monument

Scott Monument

Victoria Street finaliza frente a la National Library of Scotland, lugar desde el cual giramos unos metros hacia la izquierda hasta encontrar el edificio de la High Court (antiguo Parlamento de Escocia ) y la calle más famosa de la ciudad, la Royal Mile. En el recorrido de la Royal Mile, que mide 1,8 km de largo o una milla escocesa, destacan cuatro zonas o distritos: Castlehill, Lawnmarket, High Street y Canongate, que unen el castillo de Edimburgo, en la parte alta, y el palacio de Holyroodhouse. La Royal Mile es la principal atracción de la ciudad antigua (Old Town) edimburguesa. El primer tramo que recorremos es el de High Street, con edifícios tan emblemáticos como la catedral de San Giles, la visita de la cual la dejamos para el día siguiente. El foco central del Royal Mile es la intersección con los puentes North Bridge hacia Princes Street y a la derecha de South Bridge.

W Bow y Victoria street

W Bow y Victoria street

Más allá de este cruce continúa la zona denominada Canongate, con la Moray house (ahora la Escuela de Educación de la Universidad de Edimburgo), la vieja cárcel de Canongate (actualmente un museo de la historia social denominado: The People´s Story (la historia de las personas) y el Kirk de Canongate (la iglesia parroquial del Canongate). Casi al final de todo de la Royal Mile, a mano izquierda, se encuentra otro de los callejones más interesantes, el White Horse Close, famoso entre otras cosas por la posada en la que empezó a elaborarse el whisky de la marca "Whitehorse". Tras salir de White Horse Close, justo en la acera de enfrente, nos encontramos el moderno edificio, construido en el 2004, que alberga al Parlamento Escocés.

Royal Mile

Royal Mile

(a 10 km.) Edinburgh Park: Debido al Festival de Edimburgo los precios de los hoteles eran muy elevados, motivo por el cual fuimos a alojarnos a un hotel situado a las afueras de la ciudad. Desplazarse por la ciudad también fue complicado debido a que durante el Festival muchas de las calles están cortadas al tráfico.